Text Size
Wednesday, January 23, 2019
bg articulos

  

La frase del día: 

"Solo el que sirve con amor sabe custodiar"
Papa Francisco

¿Qué reforma? ¿Qué cambios?

There are no translations available.

Autor: George WEIGEL, escritor

A pesar de la formulación que ustedes oirán antes y después del 31 de octubre en relación al quinto centenario de las 95 tesis de Lutero, no hubo una única «Reforma», de la que la «Contrarreforma» católica fuese una respuesta similarmente unívoca. Más bien, como demuestra el historiador de Yale Carlos Eire en su obra, sumamente legible y magistral, Reformations: The Early Modern World, 1450-1650, en los primeros siglos de la modernidad hubo múltiples reformas, a veces opuestas entre sí.

Hubo la reforma de la vida intelectual europea capitaneada por los humanistas empapados de los clásicos griegos y romanos: hombres como el holandés Erasmo (cuya erudición influyó sobre quienes se conocerían como «protestantes», pero que nunca rompió con Roma) y Tomás Moro (que instó a Erasmo a profundizar su conocimiento del griego, de los Padres de la Iglesia y del Nuevo Testamento en su lengua original). Hubo, por lo menos, cuatro importantes reformas «protestantes: luterana, zwingliana, radical y calvinista, y muchas subdivisiones dentro de estas mismas categorías. Hubo increíbles reformadores católicos antes de Lutero como el arzobispo de Toledo, el cardenal Francisco Jiménez de Cisneros. Hubo reformadores católicos que dejaron un legado mixto: el educador francés Guillaume Budé, por ejemplo, influyó tanto en el reformador protestante Juan Calvino como en el reformador católico Ignacio de Loyola. Hubo la fracasada reforma católica encargada por el V Concilio Laterano y que nunca fue puesta en marcha por el Papa León X (el primer y último pontífice que tuvo un elefante albino como mascota). Y hubo reformadores católicos, de distintos ámbitos pastorales y teológicos, que conformaron la enseñanza del Concilio de Trento y que, después, pusieron en marcha con firmeza sus reformas.

En resumen, hubo muchas Reformas. Su interacción, que a veces fue violenta, influyó mucho, transformándolo, en lo que fue después el mundo moderno, para bien y para mal.

La parte negativa es la que trata Brad Gregory, de la Universidad Notre Dame, en su obra The Unintended Reformation: How a Religious Revolution Secularized Society, un libro que un crítico ha descrito, adecuadamente, como «brillante, extraordinariamente culto, excéntrico, dogmático, equivocado en varias cosas y totalmente maravilloso». Según Gregory, entre las cosas que «la Reforma» -en este caso, las distintas reformas protestantes- legó al mundo moderno se incluyen el superindividualismo, la desconfianza hacia todo tipo de autoridad, el subjetivismo moral y el relativismo, el escepticismo acerca de la verdad de todo, la eliminación del pensamiento religioso de la vida académica en Occidente y la reducción del verdadero conocimiento a lo que podemos conocer por la ciencia. Qué duda cabe de que es una crítica muy clara. Pero en medio de la densa prosa y la compleja presentación, los lectores serios podrán captar cómo las malas ideas -como la noción errónea de Dios como un ser caprichoso, uno más, aunque infinito, entre otros seres- pueden desarrollarse en la historia con resultados devastadores.

El quinto centenario de uno de los actos emblemáticos de este tsunami cultural de reformas debería llevarnos a profundizar el diálogo ecuménico acerca de lo que provocaron estos primeros reformadores de la edad moderna, y no sólo para el mundo, sino sobre todo para la Iglesia. Este diálogo profundo ayudaría a centrar qué es una auténtica «reforma» en la Iglesia. En la edición de otoño de Plough, la publicación trimestral de la Bruderhof Community, propongo que todas las reformas auténticas en la Iglesia deben comenzar recuperando parte de la «forma» o constitución (en el sentido inglés) fundamental de la Iglesia, que le fue entregada por Cristo. Por consiguiente, una verdadera reforma eclesial es siempre una re-forma. No es algo que nosotros creamos con nuestra inteligencia. No significa rendirnos al espíritu de los tiempos. No implica sustituir la revelación de Dios con nuestro propio juicio. La verdadera reforma cristiana implica siempre traer al presente algo que la Iglesia ha apartado o extraviado y hacer de esa cosa dada por Cristo un instrumento de renovación.

¿Cómo deberíamos medir, en este quinto centenario de las 95 tesis, la autenticidad de la renovación? Para esto el criterio evangélico parece ser decisivo.

Si la reforma y la renovación en cuestión restablecen en la Iglesia algo de la «forma» dada por Cristo, entonces los resultados serán evidentes desde un punto de vista evangélico: habrá un aumento en el número de almas que conocen a Nuestro Señor Jesucristo, que siguen su Camino y que comparten con otros el don que les ha sido dado, sanando así una cultura que está rota y cercana a la muerte.

Por el mismo criterio, las iglesias vacías, una débil evangelización y el sometimiento a las costumbres culturales dominantes indican una falsa reforma y el fracaso de la renovación, que pueden disfrazarse con los colores distintivos del romanticismo nostálgico o del progresismo.

Prev Next

Un Papa "pro life"

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Los que no leyeron bien “Amoris laetitia”, porque sólo se fijaron en una parte de la misma -para criticarla o para aplaudirla-, no(...)

Leer más...

Por qué el uso ordinario de los "ministr…

Autor: Peter KWASNIEWSKI, sacerdote

En la gran tradición de la Iglesia católica, en sus ritos(...)

Leer más...

Venezuela, una vez más

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote FM

Venezuela, una vez más. Y no por algo bueno, aunque(...)

Leer más...

El mundo ideal de Henry Complaintkovick

Autor: Antonio GUTIÉRREZ, sacerdote FM

Henry Complaintkovick se había hecho el hombre más rico del mundo. Era un hombre íntegro, inteligentísimo, bien educado, de buen corazón, pero(...)

Leer más...

Conversión y unidad

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

El Santo Padre ha escrito una larga carta -ocho páginas- a los obispos norteamericanos, aprovechando que estaban reunidos en un retiro, en la(...)

Leer más...

Terremoto en los medios vaticanos

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Lo que no se logró en tres(...)

Leer más...

El catolicismo y las religiones

Autor: Francisco GARCÍA, catedrático de Química

Una de las constantes observadas en las religiones antiguas es la evolución de los dioses con el(...)

Leer más...

Existe Dios y me doy cuenta

Autor: Manuel MORALES, agustino

Tiene su chispa el fraile capuchino Cantalamessa. La semana pasada, hablando a la Curia vaticana, citaba a un ateo, Sartre. Y recordaba de(...)

Leer más...

La naturaleza como fundamento de la vida…

Autor: Enrique MARTÍNEZ, doctor en Filosofía

Afirma el filósofo y psicoanalista lacaniano Slavoj Zizek que(...)

Leer más...

Política, emigración y paz

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

El Vaticano ha dado a conocer el mensaje del Papa para la Jornada Mundial de Oración por la Paz, que, como todos los(...)

Leer más...

Dichosa Navidad y sobrio Año Nuevo

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

¡Feliz Navidad y próspero año nuevo!Leer más...

Los padres ante los adolescentes

Autor: Pedro TREVIJANO, sacerdote

Para educar bien es preciso tener una idea clara del modelo de persona que se persigue, es decir, enseñar a poder saber qué(...)

Leer más...

Los otros mártires

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Las declaraciones del cardenal Müller, ex prefecto de Doctrina de la Fe, animando a los sacerdotes de la diócesis alemana de Münster, a(...)

Leer más...

Agua, agricultura, alimentación. Constru…

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

Dando efusivamente las gracias a cuantos han(...)

Leer más...

Robert Spaemann, el último gran filósofo…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Robert Spaemann era el filósofo más cercano a Benedicto XVI, su amigo y coetáneo. Falleció el 10 de diciembre a los 91 años,(...)

Leer más...

La Tierra Prometida es un recién nacido …

Autor: David SOLÍS, académico

Los Tres habían esperado este momento: el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. Es verdad, entremedio ocurrió el pecado original, pero si(...)

Leer más...

Los riesgos del momento presente

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Esta semana se han producido dos graves ataques contra obispos. Uno ha tenido lugar en Filipinas y el otro en Nicaragua. Desde extremos(...)

Leer más...

La sabiduría se cobija en el sentido com…

Autor: Francisco PÉREZ, arzobispo de Pamplona-Tudela

Ante tantas propuestas ideológicas interesadas ha llegado la triste(...)

Leer más...

En Italia se derrumban los nacimientos y…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Justamente el día en el que se(...)

Leer más...

Evitar la apostasía

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Esta semana se ha sabido, y es una gran noticia, que la Iglesia ha reconocido un milagro por intercesión del beato John Henry(...)

Leer más...

Sobre la verdad

Autor: Pedro TREVIJANO, sacerdote

En la festividad de Cristo Rey, con la que se concluye(...)

Leer más...

Pío XI, los cristeros mexicanos y la Cru…

Autor: Javier NAVASCUÉS, periodista

La persecución a los católicos mexicanos, así como la heroica resistencia(...)

Leer más...

Informe 2018 sobre la libertad religiosa…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

En las casi 900 páginas de su último informe sobre la libertad religiosa en el mundo, publicado hace unos días, la fundación de(...)

Leer más...

Guerra civil y acoso externo

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Hace tres semanas dediqué este comentario a la situación en que viven muchos cristianos, perseguidos sistemáticamente por su fe. Poco después el Papa(...)

Leer más...

El balancín que me levanta

Autor: Manuel MORALES, agustino

Me dijo en cierta ocasión un amigo psicólogo que “primero se vive y luego se aprende a vivir”. A mis 82 años espero(...)

Leer más...

Descristianización y crisis de Occidente

Autor: Josep MIRÓ, sociólogo

La crisis de las instituciones políticas de la mayor parte de Occidente es, en último término, una crisis de la concepción neoliberal y(...)

Leer más...

Gritar, responder, liberar

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

Al final del Jubileo de la Misericordia, el Papa Francisco instituyó la Jornada Mundial de(...)

Leer más...

Alta tensión en Estados Unidos

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Las asambleas plenarias de las Conferencias Episcopales suelen generar pocas noticias de alcance mundial. Es interesante saber quién ha(...)

Leer más...

¿Realmente Jesús tuvo hermanos carnales?

Autor: Jesús URONES, escritor

Quizás uno de los temas más controversiales de la teología católica y que más nos discuten los no católicos(...)

Leer más...

La vergüenza ante monseñor Shao Zhumin

Autor: Bernardo CERVELLERA, sacerdote director de Asia News

Era de esperar.(...)

Leer más...

Sinodalidad humeante

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Más que Iglesia sinodal. Después de haber Leer más...

Aborto, la batalla continùa

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Las recientes elecciones norteamericanas, además de dirimir quién manda en el Congreso y en el Senado, han tenido como protagonista menor pero muy(...)

Leer más...

Una cosa es el capitalismo y otra el lib…

Autor: Germán MASSERDOTTI, economista

En un editorial reciente aparecido en el prestigioso diario argentino La Nación, se afirma(...)

Leer más...

Sardanápalo y la Iglesia actual

Autor: Alonso GRACIÁN, filósofo

Mucho tiempo ha pasado desde que el gran Don Juan de Borja, allá por 1680, escribiera como lema de una de sus Empresas(...)

Leer más...

Justicia, odio, venganza

Autor: Jorge MEDINA, cardenal prefecto emérito de Culto Divino

En mi juventud escuché un refrán(...)

Leer más...

Espadas en arados

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

Hay una escultura, en la entrada de la sede de la ONU en Nueva York,(...)

Leer más...