Text Size
Wednesday, November 14, 2018
bg articulos

  

La frase del día: 

"Solo el que sirve con amor sabe custodiar"
Papa Francisco

Justin Trudeau y la dictadura del relativismo

There are no translations available.

Autor: George WEIGEL, escritor

Probablemente usted nunca ha oído hablar de la Waupoos Family Farm [Granja Familia Waupoos]. Yo tampoco, hasta que conocí a algunas personas que colaboran con ella durante una reciente visita a Ottawa. Su historia ilustra vívidamente cómo actúa la dictadura del relativismo.

Esta granja es un lugar de vacaciones para familias pobres que no pueden permitirse pasar juntos unos días de descanso. La dirigen cristianos que solo piden una condición a sus potenciales huéspedes: quienes se inscriban deben tener un nivel de ingresos por debajo del umbral de la pobreza según las estadísticas canadienses. Eso es todo. Ninguna exigencia religiosa. Ninguna contraprestación. Todo lo que tienes que ser es pobre.

Durante años, la Fundación Waupoos, que financia la granja, ha recibido subvenciones del gobierno canadiense a través del programa de trabajos de verano, para completar el personal de la granja y ayudar a las personas con bajos ingresos a los que atiende la granja. Todos salen ganando, ¿no? Las familias pobres tienen vacaciones; el personal con un trabajo de verano consigue una experiencia del mundo real y un modesto salario trabajando con y para las familias con bajos ingresos; los contribuyentes saben que sus dólares se están empleando bien con gente que realmente aprecia la ayuda.

Bueno, pues no. O, al menos, no según el departamento canadiense de Empleo y Desarrollo Social, que este año dejará de subvencionar los trabajos de verano en la Granja Waupoos porque la Fundación Waupoos se niega a aceptar una nueva exigencia gubernamental: que las entidades receptoras de alumnos en prácticas “certifiquen” que respetan los derechos humanos porque respetan los “derechos reproductivos”, que incluyen “el derecho a un acceso seguro y legal al aborto”. Así, a menos que algo cambie pronto, la Fundación Waupoos va a tener que salir a encontrar en el sector privado dinero para subvencionar los trabajos de verano en la Granja Familia Waupoos. Y si la Fundación tiene que recortar personal como resultado del rechazo del gobierno a subvencionar trabajos de verano en la granja (lo que equivale a un rechazo gubernamental al objeción de conciencia de la Fundación a aceptar el aborto libre como un derecho humano), quien pagará los platos rotos será la gente pobre.

Desde que asumió el poder en noviembre de 2015, el gobierno del primer ministro liberal Justin Trudeau ha sido un modelo de corrección política, en ocasiones hasta ponerse en ridículo. Recientemente, un ukase [decreto soviético] aleccionaba a los funcionarios del gobierno canadiense para que evitaran los títulos de Sr., Sra. o Srta. y las palabras “madre” y “padre” cuando atiendan al público, pues dichos términos podían entenderse como “específicos de género”. El mismo primer ministro, durante un acto público, corrigió a una mujer que usó la palabra “humanidad”, diciendo que era mejor el término “gentidad”.

¡Algo muy a tono con un gobierno que, desafiando la lógica y el sentido común lingüístico, insiste en que los “derechos reproductivos” incluyen el “derecho” a acabar deliberadamente con la reproducción, matando a un ser humano inocente!

Una amplia coalición de líderes religiosos protestó contra la coacción a las conciencias implícita en la afirmación de los “derechos reproductivos”, incluso representantes de comunidades religiosas que no comparten la ortodoxia cristiana sobre el aborto. Hasta ahora, sus protestas han sido inútiles, aunque se está en conversaciones para que el próximo año se reconsidere ese certificado. Entretanto, y mientras el certificado de “derechos reproductivos” siga vigente, el gobierno Trudeau continuará encarnando la dictadura del relativismo: la imposición a todos mediante el poder coactivo del estado de una moral relativista, con la cual quienes suelen salir perdiendo son los pobres.

Confío en que el certificado desaparezca, al igual confío en que el primer ministro Trudeau comience a usar la lengua inglesa de forma apropiada; un jefe de gobierno norteamericano debería ser capaz al menos de eso. Pero incluso si la Administración Trudeau da marcha atrás a su flagrante coacción sobre las conciencias, las organizaciones sin ánimo de lucro, incluida la Iglesia católica, pueden extraer de lo sucedido una lección: ¡cuidado con abrazarse demasiado al César y depender demasiado de la moneda del César!

Canadá no tiene la cultura de filantropía que existe en Estados Unidos, en parte porque Canadá siguió formando parte del Imperio Británico después de que los estadounidenses dijeran adiós para siempre al rey Jorge III. En Canadá creció una tradición de benevolencia y generosidad gubernamentales procedente de la experiencia de la monarquía, mientras que en Estados Unidos se formaron pronto los hábitos republicanos del voluntarismo y la filantropía (identificados en la década de 1830 por Alexis de Tocqueville). La actual disputa por la subvención para trabajos de verano puede así hacer ver a nuestros amigos al norte del paralelo 49 que desarrollar una cultura de la donación, capaz de apoyar una densa red de organizaciones no gubernamentales implicadas en la educación, la salud y el trabajo social, es algo bueno en sí mismo… y esencial cuando la moneda del César se vuelve tóxica.

Prev Next

Aborto, la batalla continùa

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Las recientes elecciones norteamericanas, además de dirimir quién manda en el Congreso y en el Senado, han tenido como protagonista menor pero muy(...)

Leer más...

Una cosa es el capitalismo y otra el lib…

Autor: Germán MASSERDOTTI, economista

En un editorial reciente aparecido en el prestigioso diario argentino La Nación, se afirma(...)

Leer más...

Sardanápalo y la Iglesia actual

Autor: Alonso GRACIÁN, filósofo

Mucho tiempo ha pasado desde que el gran Don Juan de Borja, allá por 1680, escribiera como lema de una de sus Empresas(...)

Leer más...

Justicia, odio, venganza

Autor: Jorge MEDINA, cardenal prefecto emérito de Culto Divino

En mi juventud escuché un refrán(...)

Leer más...

Espadas en arados

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

Hay una escultura, en la entrada de la sede de la ONU en Nueva York,(...)

Leer más...

Diálogo con condiciones

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Esta semana ha sido noticia, una muy buena noticia, la absolución a Asia Bibi del cargo de blasfemia que se le imputaba. Esta(...)

Leer más...

La destrucción del catolicismo en Brasil…

Autor: Vicente MONTESINOS, escritor

El fenómeno de la realidad católica en Brasil; de la creciente ocupación de espacios religiosos por la sectas evangélicas en dicho país, y(...)

Leer más...

El Sínodo de la "sinodalidad"

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

El Sínodo de los obispos sobre los jóvenes ha terminado y, salvo algunas expresiones folclóricas como la de ver a los obispos bailando,(...)

Leer más...

Papa Pablo VI: santo

Autor: Antonio CAÑIZARES, cardenal arzobispo de Valencia

El domingo 14 de octubre fue canonizado en Roma por el Papa Francisco el Papa Beato Pablo VI junto al(...)

Leer más...

Pablo VI, santo

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

Para sonrojo de la humanidad, recientes estadísticas han puesto de relieve que actualmente 821 millones(...)

Leer más...

Pablo VI y el "espíritu del Concilio"

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

El Papa Pablo VI, San Pablo VI, fue canonizado por el Papa Francisco, junto a otros seis santos más -entre ellos monseñor Romero-,(...)

Leer más...

Soberanía de la Fe

Autor: Hernán VERGARA, escritor

Es difícil para los hombres de hoy, tomados por sus urgencias pasionales, por sus dificultades económicas, por(...)

Leer más...

Aquellas revelaciones sobre la gran apos…

Autor: Aldo María VALLI, periodista

"Ha llegado la hora de la gran apostasía. Leer más...

Monseñor Viganó responde al cardenal Oue…

Autor: Carlo María VIGANÒ, ex nuncio en Estados Unidos

En la memoria de los Mártires de América del Norte

Leer más...

El Evangelio diferente

Autor: Pedro TREVIJANO, sacerdote

En la Carta a los Gálatas San Pablo escribe: «No es(...)

Leer más...

Pablo VI y la FAO

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

El domingo, en una solemne ceremonia en la Plaza de San Pedro del Vaticano, el(...)

Leer más...

Señales contradictorias

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Mientras el Sínodo sobre los jóvenes sigue adelante, en medio de un silencio que se justifica oficialmente diciendo que así los obispos pueden expresarse con más libertad,(...)

Leer más...

Carta abierta del cardenal Ouellet a mon…

Autor: Marc OUELLET, cardenal prefecto de la Congregación de Obispos

Querido hermano Carlo Maria Viganò,

Leer más...

Un Sínodo decisivo

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Ha comenzado el Sínodo de los Obispos sobre la juventud y la pastoral vocacional. Un Sínodo que ha nacido marcado por la polémica.(...)

Leer más...

Domund 2018 ¿Quieres cambiar el mundo?

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

Como cada año desde 1926, se acerca en octubre la Jornada Mundial de las Misiones,(...)

Leer más...

Un Sínodo fuera de la pista. Las crítica…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Hoy comienza un sínodo con un título(...)

Leer más...

China, la historia juzgará

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Durante el vuelo de regreso a Roma, terminada su visita a los Países Bálticos, Su Santidad el Papa contestó a la pregunta de(...)

Leer más...

Una fractura ortodoxa con serias consecu…

Autor: George WEIGEL, escritor

Con el catolicismo enredado en una crisis de abusos sexuales y complicidad episcopal que llega a los más altos niveles de la Iglesia,(...)

Leer más...

La puerta abierta al diablo: el laicismo

Autor: Pedro TREVIJANO, sacerdote

En un artículo publicado el 18 de Septiembre, el diputado socialista(...)

Leer más...

Sumisión. El acuerdo fantasma entre la S…

Autor: Sandro MAGISTER, periodista

Todo lo que se sabe -y lo(...)

Leer más...

Pensamientos sobre el Instrumentum Labor…

Autor: Charles CHAPUT, arzobispo de Philadelphia

Durante los pasados meses he estado recibiendo muchos emails y cartas de laicos, clérigos, teólogos y otros intelectuales, jóvenes y viejos,(...)

Leer más...

Mundanización y espiritualidad

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Aunque no cesan las noticias deplorables que muestran las llagas de la Iglesia -escándalos, división interna, autoritarismo-, quiero reflexionar hoy sobre una cuestión(...)

Leer más...

Transparencia, privacidad, reserva, disc…

Autor: Jorge MEDINA, cardenal prefecto emérito de la Congregación para el Culto

Diversos acontecimientos recientes(...)

Leer más...

Ortodoxia y prudencia

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

En medio de la tensión que se vive en la Iglesia, esta semana han resonado de forma especial las palabras del secretario del(...)

Leer más...

Veinte años de "Fides et Ratio"

Autor: Antonio CAÑIZARES, cardenal arzobispo de Valencia

«La fe y la razón son como las(...)

Leer más...

¿Economía financiera o economía real?

Autor: Fernando CHICA, observador permanente de la Santa Sede ante la FAO

Nuestro mundo vive una encrucijada marcada por logros relevantes en diversos sectores, con las consiguientes(...)

Leer más...

Las barbas del vecino

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

Mientras siguen los problemas en la Iglesia y, sobre todo, en(...)

Leer más...

La crisis católica de abuso sexual afect…

Autor: Gualberto GARCÍA, escritor

¿Existe un vínculo directo entre el abuso sexual homosexual clerical y(...)

Leer más...

Santa Mónica

Autor: Manuel MORALES, agustino

Es una de esas figuras que tendremos que “rehabilitar”, santa Mónica. Se resiste uno a seguirla viendo vestida de medio monja, casi de(...)

Leer más...

Presunción de inocencia

Autor: Santiago MARTÍN, sacerdote

La actualidad eclesial de esta semana ha estado dominada por un único asunto: la carta del ex nuncio en Estados Unidos, monseñor Viganò,(...)

Leer más...

Una oportunidad de curación para la Igle…

Autor: Francisco José CONTRERAS, escritor

Me ha costado mucho escribir este artículo. “No hay que perturbar la fe de los sencillos” (Ya está perturbada: en Irlanda cayó veinte puntos el porcentaje de católicos(...)

Leer más...