El Vaticano analiza la misa de los Neocatecúmenos

Print
There are no translations available.

Benedicto XVI ha ordenado estudiar la forma en que celebran la Santa Misa los neocatecúmenos. Una comisión al más alto nivel se encargará de ello. Esto no significa, por sí mismo, que vayan a ser censurados, sino que el Papa quiere zanjar definitivamente la cuestión ante las quejas que llegan a Roma desde diversos episcopados.

El pasado 20 de enero, se anunció que el Vaticano aprobaba definitivamente la liturgia del Camino Neocatecumenal. Por eso sorprende ahora que el Papa haya pedido revisar dicha liturgia. En realidad, aquella aprobación se refería a "las celebraciones contenidas en el Directorio catequético del Camino Neocatecumenal que, por su naturaleza, ya no resultan reguladas por los libros litúrgicos de la Iglesia", según el decreto de aprobación leído en el solemne acto. Es decir, lo que se aprobaban eran los ritos que utiliza el Camino para los "pasos" que se dan entre las diferentes etapas de formación.

El Camino tiene aprobadas por el Vaticano unas concesiones litúrgicas para la celebración de la Santa Misa, que son éstas: recibir la comunión bajo las dos especies, siempre con pan ácimo; celebrar el rito de la paz después de la plegaria universal y que los laicos comulguen de pie (nunca sentados) en el mismo lugar, sin ir hacia el altar para comulgar.

A nadie se le oculta que esa institución, iniciada por el español Kiko Argüello y que está presente en muchísimas naciones del mundo y desarrolla una gran labor evangelizadora, cuenta con defensores y detractores. Uno de los puntos en que más inciden los críticos es en el concerniente a la forma en que celebran la Santa Misa. Para zanjar de una vez la cuestión, el Papa ha convocado una reunión de expertos al más alto nivel.

Dicha reunión tuvo lugar en el Vaticano, el pasado 26 de marzo. Estuvo presidida por el jesuita español Luis Ladaria y contó con la presencia de los secretarios de la Congregación para el Culto Divino y el Consejo para los Laicos, así como con cuatro expertos. Otros dos expertos mandaron su opinión por escrito. Antes de que acabe el mes de abril, Doctrina de la Fe elaborará un informe que será elevado al Papa antes de ser publicado.

En ningún caso está en discusión ni la catolicidad del Camino Neocatecumenal ni su aprobación por la Iglesia, que está ya concedida. Lo que el Papa desea es analizar a fondo la cuestión de las celebraciones eucarísticas para dar una respuesta definitiva ante las críticas que han llegado al Vaticano.

Artículos relacionados: Neocatecúmenos