El Vaticano renueva por dos años el acuerdo con el gobierno comunista chino

Print
There are no translations available.

El Secretario de Estado vaticano, Pietro Parolin, anticipó ayer que el acuerdo entre China y la Santa Sede sobre el nombramiento concordado de los obispos en el país y que caduca este jueves se renovaría sin problemas. El anuncio oficial se ha hecho hoy.

«Sí, puedo anticipar que irá todo bien. El acuerdo no es que se firme. Ya se firmó hace dos años. Sólo se prolonga otros dos ad experimentum», adelantó Parolin a los medios de comunicación al margen de un acto.

Parolin explicó que se espera que «la Iglesia china encuentre gracias a este acuerdo la unidad y que pueda convertirse en un instrumento de evangelización y que la unidad de la Iglesia sea también desarrollo auténtico de la sociedad».

A la pregunta de si algunas partes del acuerdo seguirán siendo secretas, el secretario de Estado, número dos de la Santa Sede, consideró que se trata de «un secreto relativo porque muchos contenidos se conocen, pero que como aún es un acuerdo ad experimentum (provisional) pues quedarán reservados algunos contenidos».

La Santa Sede ha hecho público hoy el siguiente comunicado:

Comunicado sobre la prórroga del Acuerdo Provisional entre la Santa Sede y la República Popular China sobre el nombramiento de obispos, 22 de octubre de 2020

Tras la expiración del Acuerdo Provisional entre la Santa Sede y la República Popular de China sobre el nombramiento de obispos, que se firmó en Beijing el 22 de septiembre de 2018 y entró en vigor un mes después, las dos Partes acordaron extender la fase de implementación experimental del Acuerdo Provisional por otros dos años.

La Santa Sede considera que la aplicación inicial del Acuerdo, de gran valor eclesial y pastoral, ha sido positiva, gracias a la buena comunicación y cooperación entre las Partes en los asuntos acordados, y tiene la intención de mantener un diálogo abierto y constructivo para el beneficio de la vida de la Iglesia católica y el bien del pueblo chino