El 21 por 100 de los embarazos en España termina en aborto

Print
There are no translations available.

Como todos los años por estas fechas se publican en España las cifras de la ignominia, el número de bebes liquidados en el seno materno. El 21,6 por 100 de los embarazos terminó en un aborto provocado, casi todos ellos por libre decisión de la madre.

En 2019 debieron nacer en España 459.766 niños y niñas pero 99.149 vidas de niños concebidos fueron abortadas.

O lo que es lo mismo, que el 21,6% de los niños concebidos es abortado, o lo que es lo mismo, que más de 1 de cada cinco niños no nace por voluntad de su madre y de una sociedad que lo consiente.

El dato supone el porcentaje más alto de este siglo, poco varía que gobierne y legisle el PSOE que el Partido Popular.

3.232 abortos más que el año anterior y la cifra más alta desde 2013, cuando se registraron 108.690.

Otro triste récord es que la tasa de abortos por 1.000 mujeres entre los 15 y los 44 años se situó en 2019 en 11,53, la cifra más alta desde 2013, cuando alcanzó un 11,74.

El 90,90% de los bebitos no nacieron a petición libre de la mujer, el 5,85% aduciendo grave riesgo para la salud de la mujer, el 2,93% por riesgo de graves anomalías en el feto, el 0,32% por anomalías fetales incompatibles con la vida o enfermedad extremadamente grave e incurable y el 0,01% por «varios motivos», según figura en el informe de Sanidad.